Dizque me quiero.

Deja un comentario

A ver, tienes una pansita que te molesta, tus piernas no te gustan, tu trasero no está tan parado como quisieras, ¿qué te digo? ¡Haz ejercicios! Me, y seré burdo, encabronan las personas que me dicen “ay, estoy gord@” y me encabrono más cuando les digo que vayan al gimnasio y que paren de comer tanta mierda, y me responden “ay dió, yo estoy bien así”. ¿ES QUE ESTÁS LOC@? Me acabas de decir que estas inconforme…

Más

Una mañana bastante peculiar…

Deja un comentario

Hay veces que uno espera que el día comience de una manera en específico o no esperamos nada, pero sí estamos seguros de que no queremos que nuestro día comience pues… medio jodido. Más

Con 5 minutos de descanso, escribiré algo: “¿qué hacer con alguien que es o tiene complejo de pedante?”

2 comentarios

Hoy fui al gimnasio y, como todo los días, tuve que esperar que alguien me abriese la puerta pues no tengo como entrar. Cuando pego mi cara al cristal, para ver hacia adentro, veo a un viejo utilizando la caminadora a quien gesticulo para que me abra la jorobada puerta; adivina que hace el imbécil, me dice que lo espere que está caminando. O sea, ¿en serio? Si fuera al revés, paro de caminar y le abro la puerta, pero no, el señor me hace esperar como 5 minutos hasta, según creo, me cogió pena.

Más

A %d blogueros les gusta esto: