“1 shot, 2 shots, 3 shots, 4 shhhots, 5 chots, ¡6 chotz!”, eso suena como una noche buena noche bebiendo con los panas; ahora, ¿y la resaca del otro día? Bien gracias, no pensamos en eso, estamos pensando en lo que Quinto Horacio Flaco escribió “Carpe diem quam minimum credula postero”, ¿te parecen familiares las dos primeras palabras de esa cita?

La traducción de la cita es “aprovecha el día, no confíes en mañana”, no quiere decir “comete todos los desacatos que puedas, porque la vida se tornará aburrida después y, las probabilidades de que te mueras, son muy bajas con ese ritmo de vida” o algo por el estilo.

El mismo autor de “carpe diem quam minimum credula postero” plantea lo siguiente:

Todo tiene sus límites.

Horacio

Lo que se plantea no es que no hagamos lo que queramos, sino que nos controlemos, puesto que…

Las sensaciones extremas, cuando se prolongan, acaban por no sentirse.

William Shakespeare

Parece lógico lo planteado por Shakespeare, ¿no? Nadie plantea que no hagamos lo que queremos, sino que lo hagamos dentro de los límites de cada uno.

Podemos disfrutar el presente al máximo tomando en cuenta lo que queremos para el futuro; es cierto que no estamos seguros de qué pasará dentro de 10, 20 o 30 años, pero sí podemos estar seguros de que no conseguiremos aquello que añoramos si no nos esforzamos.

Creo que debemos de entender que podemos disfrutar al máximo el día, pero tenemos que estar pendientes de lo que queremos en la vida y trabajar para alcanzarlo; no debemos vivir al máximo el día y dejar para después lo que queremos para el futuro.

El futuro es cada minuto que pasa.

Julio César Mejía Sang

Lo que deseamos para nuestras vidas,
no es más que un conjunto de empresas
y/o metas diseñadas para alcanzar aquello
que añoramos.

Julio César Mejía Sang

Conoce tus límites, vive para ser de tus sueños una realidad, no dejes que los días pasen sin al menos una cosa que te haga feliz.

Anuncios